Masaje anti smartphone, lo último en Alemania

SECCIÓN WIKI ESPS. Aprende gratis. Cursos Profesionales de la Escuela Europea Parasanitaria. Cursos de masaje, cursos de osteopatia, cursos de acupuntura, cursos de nutricion, cursos de quiromasaje, cursos de osteopatia, cursos de naturopatia, cursos en Coruña, cursos en Vigo, cursos en Pontevedra, cursos en Santiago de Compostela, cursos en Tenerife

Masaje anti smartphone, lo último en Alemania

Masaje anti smartphone, lo último en Alemania. Desde nuestro centro colaborador en Berlín os traemos esta nueva moda de los hoteles alemanes para los altos cargos y ejecutivos.

Se llaman smartphones o teléfonos inteligentes (smartphones en inglés) a todos los teléfonos móviles "nuevos" que permiten al usuario hacer un sinfín de cosas, es decir muchas más cosas de lo que un teléfono móvil convencional permite o permitía.
Los smartphones actuales nos sirven tanto para navegar por Internet, para usar aplicaciones, aplicaciones que dependen de una conexión a la red...

Nos ha llamado la atención que tres hoteles alemanes, recientemente han decidido apostar por masajes especificos para estos usuarios, en realidad es adaptar un masaje a una realidad innegable... y que produce lesiones y sobrecargas importantes.

Llamado por ellos como "Relájese sin aplicaciones" es un masaje "post competición" después de las muchas horas del uso diario de estos smatphones.

La sesión de masaje anti smartphone dura unos 25 minutos y su precio en Alemania es de unos 65 euros.
masaje antismartphone

CURSOS DE MASAJE

El caso es que como parte de nuestros asesoramiento y colaboración con las empresas del sector Balnearios y Spa´s de toda Europa, quizás en breve organicemos algún taller bonificable para que los hoteles gallegos y nacionales esten a la vanguardia.

No hay comentarios

¡Deja tu comentario y podrás ganar un curso gratis!

 
error: Contenido protegido con licencia Safe Creative y sujeto a ley de propiedad intelectual. Real Decreto Legislativo 1/1996, de 12 de abril
Ir a la barra de herramientas