Microbiota intestinal una diana terapéutica para combatir la obesidad

Microbiota intestinal una diana terapéutica para combatir la obesidad

Un estudio desarrollado por investigadores del Centro de Investigación Biomédica en Red de Diabetes y Enfermedades Metabólicas Asociadas (CIBERDEM) y del Institut d’Investigació Sanitària Pere Virgili (IISPV), abre las puertas a nuevas dianas terapéuticas relacionadas con la microbiota intestinal para combatir la obesidad.

Los pacientes que sufren de obesidad y diabetes presentan cambios específicos en la flora intestinal que se denomina microbiota, que pueden mediar en las alteraciones metabólicas que poseen. Lo que se sabe es que las bacterias de la microbiota intestinal son capaces de producir una serie de metabolitos que pueden llegar a atravesar la barrera intestinal, llegando al torrente circulatorio y afectando el perfil metabólico de los pacientes.

Entonces, se trata del succinato, un metabolito producido por algunas bacterias de la flora intestinal, cuyos niveles en los pacientes obesos se encuentran incrementados y puede llegar a explicar el origen de las alteraciones metabólicas propias de la obesidad y de otras enfermedades asociadas. Por ello, poder identificar algunos de estos metabolitos es de gran relevancia para comprender mejor la fisiopatología de estas enfermedades.

Se demuestra, con este estudio, que la composición de la comunidad microbiana, está directamente relacionado con los niveles circulantes del mismo, especialmente entre las bacterias que producen succinato frente a las que lo consumen.

Por lo tanto, esta investigación propone que la disbiosis (alteraciones de la composición de la flora bacteriana) asociada a un aumento de la permeabilidad intestinal que suelen tener las personas con obesidad y diabetes, determinan los niveles elevados de succinato circulante que se observa en estos pacientes. En este contexto, el succinato circulante en sangre actuaría facilitando la inflamación crónica, base de las alteraciones metabólicas que acontecen en la obesidad.

“A pesar de que es necesario realizar estudios adicionales, los resultados derivados de este trabajo han permitido la identificación de cepas bacterianas específicas susceptibles de ser la base de formulaciones probióticas para el tratamiento de enfermedades altamente prevalentes en nuestra sociedad como son la obesidad y sus comorbilidades”, precisan los especialistas.

Esther R.

 

 

 

 

No hay comentarios

¡Deja tu comentario y podrás ganar un curso gratis!

 
error: Contenido protegido con licencia Safe Creative y sujeto a ley de propiedad intelectual. Real Decreto Legislativo 1/1996, de 12 de abril