Una alimentación saludable ayuda para la autoestima de los niños

Una alimentación saludable ayuda para la autoestima de los niños

Un estudio realizado en 8 países, incluido España, ha determinado que una alimentación saludable facilita la relación de los niños con su entorno, teniendo mejora en la autoestima y con una menor posibilidad de sufrir problemas emocionales, independientemente de su peso.

Para ello se examinaron 7.675 niños, con edades comprendidas de 2 a 9 años, de ocho países europeos como Bélgica, Estonia, Chipre, Alemania, Hungría, Suecia y España. Los investigadores encontraron que una puntuación mayor en un índice de adherencia alimentaria saludable (HDAS) al inicio del estudio estaba asociado con una mejor autoestima y menos problemas emocionales, y con sus semejantes un par de años después. Además, las asociaciones entre HDAS y el bienestar fueron similares para los niños que tenían un peso normal y los que sufrían sobrepeso.

La idea con el HDAS es determinar el cumplimiento de las pautas dietéticas saludables, que incluyen reducir la ingesta de azúcares refinados y grasas, e incrementar el consumo de frutas y verduras. Entonces, cuanto más alto es el HDAS mejor ha sido la adherencia a la alimentación saludable.

Sin embargo, algunos resultados no fueron concluyentes, específicamente en el caso de los niños que tenían una mala alimentación puesto que en el seguimiento a dos años fueron los padres de estos los que tuvieron que exponer las conclusiones debido a que los niños habían abandonado el estudio. En este caso, se dificultaron los resultados originales acerca de las verdaderas tasas de mala alimentación y bajo bienestar.

Aunque, la principal conclusión del estudio fue determinante, ya que corresponde a lo favorable que produce una buena alimentación para la autoestima y las emociones de los niños, que en general favorece el entorno familiar y con el resto de los compañeros. De esta misma manera, una mejor autoestima se relaciona con una mejor adherencia a las pautas de alimentación sana.

El estudio se llevado a cabo en la revista BMC Public Health vincula la alimentación de los niños con la mala relación con sus compañeros y con padecer bullying.

Esther R.

 

 

No hay comentarios

¡Deja tu comentario y podrás ganar un curso gratis!

error: Contenido protegido con licencia Safe Creative y sujeto a ley de propiedad intelectual. Real Decreto Legislativo 1/1996, de 12 de abril